Alimentación
15-05-2015

"Niñas, comeos las verduras"

Escoger una dieta adecuada, puede resultar más confuso que armar un puzzle de 1.000 piezas. Al principio, es un revoltijo complicado, pero a medida que las piezas van encajando, la imagen empieza a adivinarse. Escoge la dieta que te resulte adecuada según tus particularidades, y eso podrás hacerlo al conocer los efectos y las propiedades de los alimentos. Y ese precisamente es el objetivo de la plataforma ¡Siéntete Radiante!.

Hoy me gustaría introducirte algunas nociones básicas sobre los nutrientes fundamentales, que creo te ayudarán para comprender su importancia en tu dieta diaria.

 

Los carbohidratos

La parte mas grande de nuestro nutritivo puzzle pertenece a los carbohidratos. Estos macronutrientes son los componentes más abundantes en la Tierra, formando la hierba que crece bajo nuestros pies y los árboles que crecen hacia el cielo. Ellos constituyen la mayoría de los alimentos que comemos. Los carbohidratos se forman cuando el dióxido de carbono (CO2) y el agua (H2O) se agrupan y reaccionan químicamente en presencia de la luz del sol y la clorofila. La energía se libera cuando el cuerpo humano quema alimentos de origen vegetal como combustible.

Básicamente, hay 2 clases de carbohidratos:

  1. Los carbohidratos simples o azúcares, que son los carbohidratos favoritos de la mayoría de la gente. Cuando un alimento sabe dulce, normalmente es porque contiene azúcares simples. Estas moléculas de absorción rápida son una fuente inmediata de energía para el cuerpo. Las frutas son una buena fuente de carbohidratos simples. Muchos alimentos manipulados, la bollería, los caramelos, las bebidas azucaradas contienen azúcares simple refinados.
  2. Los carbohidratos complejos, o almidones, que son la mejor fuente de energía para tu cuerpo.  Los almidones también son llamados polisacáridos, porque están compuestos por anillos de azúcares simples. Tu cuerpo poco a poco va rompiendo estos anillos y los convierte en azúcar. Esta liberación gradual del azúcar mantiene la glucosa de tu sangre en un nivel regular, lo cual es un hecho muy importante a tener en cuenta si eres diabético o sufres de hipoglucemia. Los almidones son la mejor fuente de energía para tu cuerpo. Buenas fuentes de carbohidratos complejos son los productos hechos con granos integrales, como el arroz integral, la quinoa, la avena, el mijo, trigo sarraceno, el pan hecho con harinas integrales, la pasta hecha con harina integral, las legumbres, así como los vegetales de raíz, como las zanahorias y las chirivías.

Todos los tipos de carbohidratos son importantes, pero la mejor forma de comernos es en forma de polisacáridos. Intenta mantenerte al margen de los alimentos que tienen azúcares refinados, y satisface tu ansia de dulce con alimentos más saludable sque contienen azúcares no refinados y otros nutrientes.

 

Las grasas o lípidos

La segunda pieza más grande del puzzle  pertenece a las grasas o lípidos. Cuando los animales consumen más energía de la que pueden usar, el exceso se almacena como grasa. La grasa es una fuente de energía muy concentrada, un gramo de azúcar lleva cuatro calorías; un gramo de grasas, diecinueve, más del doble que el azúcar. A menudo se piensa en las grasas como los malos del mundo de la nutrición, llevándose la culpa de todo. Pero no todas las grasas son iguales. Los que realmente son ”los malos” son las grasas saturadas. Una dieta alta en grasas saturadas puede aumentar nuestro riesgo de desarrollar enfermedades cardiacas y cáncer. Los “buenas” son las grasas vegetales que contienen los aceites como el de oliva, sésamo, cáñamo, o lino, por ejemplo. Y los verdaderos héroes en esta historia son los ácidos grasos omega 3 y 6, y se encuentran en el pescado, las algas, la semilla de lino, el primero, y en la semilla de sésamo, los cereales integrales y las legumbres (entre otros) el segundo.

Necesitamos reponer a diario nuestros depósitos de estas grasas saludables.

 

Las proteínas

Ahora te añadimos las proteínas, nuestro puzzle empieza a tomar forma. Las proteínas son parte integral de cada célula viva. En los alimentos, la proteína suele venir empaquetada con grasa, Y el tipo de la grasa que termina cuán saludable puede ser una fuente de proteína. Las carnes en general contienen muchas grasas saturadas con sus proteínas. Los pescados contienen ácidos grasos omega 3. Las legumbres son una excelente fuente de proteínas bajas en grasas, y son una excelente fuente de proteína cuando se combinan con cereales integrales, semillas, y frutos secos.

 

Minerales

Nuestro puzzle no podría completarse sin los minerales. El mundo mineral es un elemento en una forma inorgánica. Los minerales se pueden utilizar para tejidos estructurales, como el calcio y el magnesio se utilizan en los huesos, o se pueden utilizar para el equilibrio de los electrolitos, es en el caso del potasio, sodio, cloruro y calcio. Y mantienen nuestro ph alcalino.

 

Las vitaminas

La parte más pequeña de nuestro puzzle pertenece a las vitaminas. Las vitaminas son sustancia que el cuerpo necesita para el crecimiento y mantenimiento normal de los tejidos. A pesar de que se necesita en pequeñas cantidades, la mayoría de las vitaminas deben provenir de la dieta porque el cuerpo no puede manufacturarlas. El cuerpo puede almacenar las vitaminas que son solubles en grasa (A,D,E y K), pero las que son solubles en agua (A y C) deben irse rellenando de forma constante. Las frutas las verduras son una fuente excelente de muchas vitaminas.

 

Equilibrio

Imagínate por unos minutos que has perdido las piezas correspondientes a la grasa, o a los carbohidratos. Intenta armar tu puzzle. No encaja, ¿verdad? Si quieres que tu cuerpo esté en forma, todas las piezas de tu puzzle deben estar y encajar. Este es el problema con la dieta actual. No hay equilibrio. Todas las piezas tienen importancia, y en su proporción adecuada.

 

Los radicales libres

Te presento unos de los descubrimientos más excitante es la nutrición actual. Son unas moléculas pequeñas con un electrón extra. Van buscando por el organismo electrones que robar. Van rompiendo las membranas de las células y pueden dañar los códigos DNA dentro de los núcleos de las células. Cuando se libera un electrón, la molécula dañada se transforma en otro radical libre, que a su vez va a causar más las células dañadas. Es una reacción en cadena. El daño que hacen los radicales libres implica enfermedades de corazón, cáncer, envejecimiento, problemas inflamatorios, y la lista crece constantemente.

De dónde vienen los radicales libres? Muchos pueden generarse a partir de la polución, la luz ultravioleta, el humo de tabaco, algunos medicamentos, E incluso se producen por funciones normales del cuerpo. Y, ¿cómo podemos protegernos de ellos? Fácil, la madre naturaleza nos ha dado un grupo de componentes a los que llamamos antioxidantes. Ellos nos protegen nuestras células barriendo los radicales libres, uniéndose a ellos, llegando los fuera de nuestro cuerpo. Antioxidantes pueden ser minerales, vitaminas, enzimas u otros compuestos (como los pigmentos de frutas y verduras, por ejemplo)

Los antioxidantes más conocido son la vitamina C, la vitamina E, el selenio, y el betacaroteno.

 

Empieza cuidarte hoy

Y enlazando con el principio, sigue el sabio consejo de las abuelas y madres, come y bebe tus vegetales. A partir de la semana que viene, hablaremos de los zumos vegetales, elixires cargados de propiedades para el organismo. ¡No dejes de leerlo!

Si quieres profundizar y avanzar entendiendo como te afecta lo que comes, el método ¡Siéntete Radiante!, te ayuda descubrirlo, de forma fácil y práctica. ¡Empieza ya, aprende a cuidarte!

Comparte  
Tu sí que puedes
Alimentación , Salud y hábitos
Paisaje del mediterráneo. Pueblo en colina al lado del mar
02-04-2014

Dieta mediterránea para mantener la mente joven

Podría retrasar la aparición de la demencia senil y el Alzheimer.
Leer más
Prensa y noticias
Alimentación , Salud y hábitos
Esquema de dieta saludable elaborado por Harvard
03-04-2014

Harvard limita la leche en la dieta saludable

Los científicos de esta prestigiosa universidad recomiendan basar la alimentación en cereales integrales, proteínas saludables, verduras y frutas.
Leer más
Prensa y noticias
Alimentación , Salud y hábitos
Tarta de frutos del bosque
03-04-2014

Endulza tu vida ¡sin azúcar!

Los azúcares industriales y refinados son perjudiciales para la salud, pero no es necesario renunciar al sabor dulce en la dieta.
Leer más
Tu sí que puedes